El Instituto Mexicano del Petróleo (IMP) es uno de los centros públicos más importantes en desarrollo tecnológico de México. Principal aliado en investigación de Petróleos Mexicanos (Pemex), su misión es transformar el conocimiento en tecnología y servicios de valor para la industria.

Desde su origen en 1995, el organismo ha impulsado la sustentabilidad energética del país, al tiempo que evoluciona para atender las necesidades cambiantes del sector. Actualmente, desarrolla 44 proyectos con instituciones de ciencia, tecnología en energía e hidrocarburos. Estas iniciativas tienen recursos asignados que superan los nueve mil 500 millones de pesos (alrededor de 500 millones de dólares) y participan en ellas casi seis mil investigadores, especialistas y trabajadores del sector.

Uno de sus desarrollos más recientes ha sido la reformulación de las gasolinas de Pemex con la Tecnología Pemex Aditec, innovación que otorga a los motores tres principales beneficios: máximo desempeño, limpieza activa en válvulas e inyectores, así como protección contra corrosión, oxidación y desgaste. Con este aporte, Pemex, en conjunto con el IMP, ha renovado el mercado de gasolinas, sumando un producto que impulsa la competitividad del ecosistema de combustibles.

Para Pemex, el desarrollo de esta fórmula 100% mexicana de siete agentes, contribuye a reforzar su alianza con el IMP, a la vez que dota de valor agregado a sus gasolinas. La calidad de esta innovación ofrece un rendimiento superior al consumidor final, así como una reducción de emisiones contaminantes.

Esta innovación, que representa la séptima generación de aditivos integrados en las gasolinas de Pemex y responde con las más altas normas (como la NOM-016-CRE-2016) del mercado, se produce en un contexto en el que el país se posiciona como uno de los consumidores más fuertes de gasolina en el mundo —luego de Estados Unidos, Japón y Canadá—, con un consumo de 794 mil barriles por día, de acuerdo con un estudio de The Global Economy.

Paralelamente, este año el IMP fue reconocido con el Premio Empresa Mexicana del Año por el Latin American Quality Institute (LAQI). Esto por su destacada gestión corporativa, así como su compromiso con los modelos de excelencia y calidad. Con galardones como éste, deja de ser uno de los secretos mejor guardados del desarrollo tecnológico del país, para ser una revelación a la que hay que voltear a ver.

News Press